‘Padre no hay más que uno’: la desventura paternal del verano

Cuando hablamos de comedias familiares, uno tiende a pensar en ejemplos como las clásicas Cariño, he encogido a los niños, Solo en casa o Beethoven, uno más de la familia, productos generalmente taquilleros gracias al tono amable de la comedia ‘para todos los públicos’. Cada cierto tiempo, este tipo de películas hace su cíclica aparición en taquilla, coincidiendo generalmente con periodos vacacionales para que las familias se refugien del calor en la sala del cine y vean reflejadas sus desventuras en pantalla.

Este viernes, Santiago Segura comienza agosto apuntándose al carro de este subgénero y volviendo a la carga en la gran pantalla.  El director español estrena la comedia familiar Padre no hay más que uno, escrita, dirigida y producida por Segura y distribuida por Sony Pictures Spain.

El argumento de la película es sencillo: un padre de familia bastante incompetente en el ámbito del hogar, Javier (Santiago Segura), ha de hacerse cargo de sus 5 hijos cuando su mujer decide pasar una semana fuera de casa para comprobar si su desastroso marido es capaz de sostener el peso de una familia numerosa mientras ella está de viaje. A raíz de la falta de la madre, y como  resulta predecible, Javier pierde el control sobre su familia y las situaciones propias de la comedia de enredos no tardan en sucederse: niños perdidos, cortinas quemadas, peleas constantes, ojos morados, caos en el colegio, etc. En resumen, un padre desbordado por el intercambio de tareas intrafamiliares, y una historia simple cargada de humor para toda la familia, que sin embargo deja caer varias críticas interesantes hacia la sociedad y especialmente hacia el sistema de educación actual. 

A raíz de la aparición inicial de Leo Harlem caricaturizándose a sí mismo en el papel de Paco, cuñado de Javier, puede sospechar el espectador que se encuentra ante otra película cargada de clichés de españolidad al más puro estilo de Segura, que queramos o no, es un icono de la comedia en nuestro país. A pesar de esta primera impresión, vemos que Padre no hay más que uno se centra, acertadamente, en explorar los roles familiares, la crianza y la educación en una comedia que ofrece risas aseguradas. 

La comedia gustará a los niños por las divertidas desgracias del padre, y entretendrá a los adultos porque, si bien no presenta sorpresas a nivel de guión, sí sobrecogerá a esos miles de madres y padres españoles acorralados por las notificaciones del temible ‘’grupo de whatsapp de padres’’. A todos los que sospechan que la sobrecarga de actividades extraescolares es real y a veces no recuerdan si el que asiste a pádel es el pequeño o la mayor de sus hijos, a los que ponen en duda que enseñar las partes de la flor en inglés ayude realmente a que los niños aprendan sobre ciencia. Además, también pone sobre la mesa otras cuestiones acerca de los métodos de enseñanza en los colegios españoles, poniendo en entredicho  la ley de ‘’winners o losers’’ que subyace bajo la costumbre de etiquetar a los niños por colores según sus capacidades. Otra idea, más obvia, que lanza la película es la falta de igualdad en las relaciones y responsabilidades familiares. En nuestro país, y en pleno siglo XXI, siguen siendo mayoría las mujeres que comparten la tarea de la crianza con la del trabajo fuera de casa, mientras que los hombres pagan asistentas que hacen el papel de educadoras y se pierden la infancia de sus propios hijos para que el padre español pueda perderse la de los suyos. 

Padre no hay más que uno se estrena hoy, viernes 2 de agosto de 2019.

Sofía Postigo
Acerca de Sofía Postigo 19 Articles
Soy madrileña,  graduada en Comunicación Audiovisual por la Universidad Carlos III de Madrid, y tengo un máster en Film Business por la ESCAC de Barcelona. Me apasiona la fotografía, el retoque fotográfico, los idiomas y el mundo de las series y el cine (especialmente la crítica cinematográfica). He trabajado dentro del mundo audiovisual, en producción de televisión y esporádicamente, como fotógrafa profesional. Actualmente sigo formándome en marketing digital.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*